Ir al contenido principal

VIDA Y OBRA DE UN SABIO CALDENSE

El Académico Fabio Ramírez presentó el día 20 de mayo, en la sede de la Academia Caldense de Historia, la conferencia:
 Fabio Ramírez Ramírez

 VIDA Y OBRA DE UN SABIO CALDENSE
                          
                        
    



El día 14 de septiembre de 1926, al virtuoso hogar conformado por don José Joaquín Montes y doña María Emilia Giraldo, en la vereda El Aliso, de Manzanares, llegó un niño a quien, siguiendo la tradición regional, bautizaron con el nombre de su padre. El Niño creció y cuando llegó a la edad de entrar a estudiar, su humilde padre lo llevó a la escuela alternada de la vereda, luciendo pantalón de dril corto, descalzo y una camisa de tela; de su hombro un talego de tela colgaba, hecho por doña María Emilia, donde estaban una pizarra, con su pequeña almohadilla, el libro Cien Lecciones de Historia Sagrada, la Cartilla Alegría de leer, que acababa de salir al mercado y el Catecismo del Padre Gaspar Astete. El mobiliario de la escuela, consistía en un tablero de madera color negro de doble cara, una mesa y un taburete de vaqueta, para la maestra sentarse, sobre la mesa reposaban  los libros reglamentarios, que tenía que presentarle,  a su llegada, al Visitador de Instrucción pública. Unas pocas bancas, donde se acomodaban entre seis y ocho niños, en cada una, y en la pared colgaban un Cuadro con una imagen religiosa, otro con la foto de un héroe de la patria y el horario de clases. La Pedagogía imperante era la inhumana: ‘’LA LETRA CON SANGRE ENTRA’’, sin que faltara la banca del burro, para sentar al niño que presentara dificultades para aprender. Esta humillación no le tocó a José Joaquín, porque era tan aplicado, como inteligente y respetuoso. A la maestra la acompañaba una regla de gruesa madera, para castigar a los discípulos díscolos, o a los que no llevaran la tarea, o no repitieran de memoria la lección, sin equivocarse.

Para terminar la educación elemental, viajó a la zona urbana de Manzanares. Sus papás, le consiguieron posada en casa de una comadre, los costos de la dormida y la alimentación, el matrimonio Montes Giraldo, los cancelaban con productos, que  semanalmente traían de la finca.

En ese ambiente se inició  la vida académica de José Joaquín Montes Giraldo.

Al terminar el quinto año, los maestros descubrieron la inteligencia superior de este estudiante y visitaron a su ejemplar padre para decirle que lo enviara a Manizales para que continuara sus estudios en la Normal Rural Departamental, para lo cual le consiguieron una beca, con la Dirección de Instrucción Pública.

Fue así como viajó a matricularse a la Normal en Manizales  y a iniciar sus estudios secundarios, que finalizaron en el año1947. En la Normal se caracterizó por su responsabilidad, seriedad y excelente rendimiento. Los condiscípulos le molestaban porque mientras ellos practicaban deportes, él se sentaba a leer y muy poco era lo que compartía con sus amigos en las sesiones de charlas y narración de flojos chistes o conversaciones, que para él resultaban inocuas.

Ya con su diploma de maestro bajo el brazo, regresó a Manzanares para laborar como tal, profesión que ejerció en su pueblo, por poco tiempo, ya que sus intereses eran otros.

Decidió irse para la Capital de la República, sin conocer la ciudad y escaso de dinero. Se dedicó a trabajar en educación y a estudiar sin descanso.

Allí conoció, dentro del mundo intelectual en el que José Joaquín se movía, a Doña María Luisa Rodríguez, ilustre dama de la capital. Doña María Luisa, también consumada intelectual, profesora del Instituto Caro y Cuervo.   

De este ilustre y ejemplar matrimonio nacieron : María Emilia, Doctora en Etnolingüística, de la Universidad francesa de Lovaina; Joaquín, es economista de la Universidad de los Andes, vive en Ginebra donde desempeña un alto cargo en la Organización Mundial de Comercio OMC; Luis Arturo es Físico e Ingeniero electricista, radicado en Indiana, Estados Unidos; Danilo, Geólogo de la Universidad de Tennessee y con postgrado en Paris.

José Joaquín se vinculó como docente del Instituto Caro y Cuervo, en 1956, gracias a que un importante lingüista de la capital, descubrió en él su inteligencia y su amor por la investigación lingüística. En esta importante institución laboró hasta alcanzar la pensión de jubilación; pero no dejó de visitar al Instituto, porque esa fue la casa, donde culminó su excelente obra de la inteligencia y de la investigación, enriqueciendo en grado sumo nuestra lengua de Cervantes.

Fue coautor del Atlas lingüístico-etnográfico de Colombia. Aportó a esta institución cerca de cien trabajos de lingüística del Español, así como la autoría de varias importantes obras.

Fue enorme el aporte que hizo en la terminación del Diccionario de Construcción y régimen de la lengua Castellana, que había quedado inconcluso al morir Rufino José Cuervo, de la que se habían publicado  los dos primeros tomos en vida del autor, en 1886 y 1893. El primero con las letras A-B y el segundo  con las C-D. Con la publicación de esta importante obra, el Instituto se hizo merecedor de la ‘’Orden Príncipe de Asturias’’.

En el Boletín del Instituto presentó un ensayo que tituló: ‘’Sobre la perífrasis con ‘’ir’’ en el Español de Colombia’’, en el año de 1963.

El Instituto Caro y Cuervo ha publicado las siguientes obras de José Joaquín:’’ ‘’Dialectología general e hispanoamericana: orientación teórica, metodológica y bibliográfica’’ en dos ediciones: 1982 y 1987. Se documentó con profundidad en el arcaísmo sintético, construcción del pretérito imperfecto de subjetivo con ser, no con haber:’’ ‘’Si mayo juera sido invierno unos tres granos me juera hecho hoy’’. ‘’En zonas marginales al oriente y al occidente del país’’, en 1976; con base en las isoglosas de los mapas del Atlas linguí-etnográfico de Colombia, postuló una clasificación dialectal del español de Colombia, en 1982; se ha hecho la ordenación, clasificación y ejemplificación de los procedimientos de lexicogénesis, en 1983; el señalamiento de la probable etimología de corotos, trastos, trebejos, etc.

 Como resultado mediato e indirecto de los trabajos del Atlas lingüístico-etnográfico de Colombia, han surgido estudios teóricos sobre dialectología concretados principalmente en la obra de José Joaquín Montes. ‘’Dialectología general e hispanoamericana’’, Bogotá 1982 y 1987.

 JOSÉ JOAQUÍN MONTES GIRALDO EN LA ACADEMIA

La información sobre su inclusión como miembro correspondiente de la Lengua Colombiana, la dio esta corporación, en los siguientes términos: ‘’En la Junta ordinaria de la Academia Colombiana de la lengua, el 28 de septiembre de 1992, fue elegido como miembro correspondiente el doctor José Joaquín Montes Giraldo, Jefe del Departamento de Dialectología del Instituto Caro y Cuervo.

El doctor Montes Giraldo es una de las más reconocidas autoridades en el campo de la dialectología hispanoamericana, y fue uno de los redactores y editores del Atlas lingüístico y etnográfico de Colombia, obra cumbre de la dialectología hispánica. La obra de don Joaquín abarca numerosos títulos y ella es un riguroso testimonio de múltiples estudios que enriquecen  el panorama  de la lingüística, la lexicografía y la dialectología colombianas e hispanoamericanas.

El discurso de posesión, el 12 de abril de 1993, idioma, nación, norma, academia, está dividido en cuatro capítulos: I Lengua e Idioma, II La norma, III La lingüística total, y IV las Academias.

Allí, a partir de la definición de lengua, hace un análisis  de la debatida relación de lengua y nación, o más ampliamente, como lo dice él mismo, de lengua etnia, y luego entra a hacer una síntesis del significado que tiene la defensa del idioma, de los valores que éste entraña, de los tipos de normas existentes y su justificación, que nos revelan la necesidad de una lingüística total que vea la lengua como un fenómeno imbricado en la sociedad y el hombre, por lo tanto objeto de emociones, pasiones y valoraciones.

Al final advierte sobre la importancia de las academias y su papel protagónico en la defensa y construcción de un idioma abierto a los inmensos avances  del mundo moderno, pero necesitado de defender su independencia para consolidar y perfeccionar el sentido de nuestra identidad  cultural y política.

La obra:’’ ESCRITOS SOBRE HABLA Y CULTURA CALDENSES’’, publicada por  El Instituto Caldense de Cultura, bajo la Dirección del escritor y académico de la historia, Carlos Arboleda González, en 1988. En la presentación de este libro, escribió el Dr. Arboleda textualmente lo siguiente, que transcribo porque retrata en bellas frases la vida intelectual de este valioso humanista: " La importancia del presente libro radica en la vocación erudita y científica de su autor José Joaquín Montes Giraldo, lingüista  y filólogo por naturaleza. Pocos escritores contemporáneos tienen la fortuna de encontrar su destino, su meta, su realización en la labor que desempeñan. El mismo declara que" tuvo la sensación clara de haber encontrado finalmente una meta intelectual tras un largo y penoso peregrinar", cuando fue encargado, en 1954, de la conformación de un grupo de trabajo para la elaboración  del Atlas lingüístico etnográfico de Colombia, del Instituto Caro y Cuervo.

La conciencia clara que ha desarrollado desde ese entonces  sobre el estudio del idioma ha hecho de la hispanística su medio natural. En sus palabras de recepción como Miembro de Número de la Academia Colombiana de la lengua insiste en la necesidad de esclarecer precisiones terminológicas  y lo hace con la voluntad de un científico  del idioma . José Joaquín Montes Giraldo pertenece a esa estirpe de hombres de letras, que han alcanzado la perfección idiomática . A quienes admira, a quienes acude, sus maestros, son sus verdaderos semejantes como Ramón Menéndez Pidal, Rafael Lapesa, Pedro Henríquez Ureña, Amado Alonso, entre otros, para los cuales el Siglo de Oro español sigue vivo.

La presente obra del ilustre manzanareño José Joaquín Montes Giraldo es el resultado del esfuerzo de un hombre que funde, con minuciosidad, sus talentos de orfebre de la lengua con los del investigador  del detalle y no olvida la relatividad  entre esos dos conceptos de palabra y verbo. Cuando, en su sencillez característica, entrega esta obra, parece recordar a las modernas generaciones  que sin la laboriosidad de la abeja no es posible llegar a las mieles del conocimiento.

El académico puro, el sabio modesto y el erudito consumado, se encuentran felizmente armonizados en la vida y en los trabajos de su encomiable prosa. La lexicografía, la lingüística y la literatura le merecen una continua evaluación relativa a lo etnográfico. Su cuestionamiento respecto al futuro del idioma español, su preocupación por determinar si el mundo hispanoparlante posee un eje propio de evolución, si el idioma que se usa en Centro y Suramérica tiene sus propios linderos, son interrogantes que trata de dilucidar en sus continuas investigaciones.

Los ensayos del presente volumen reúnen un trabajo sobre el habla y folclor de Manzanares, para los estudiosos de la lengua, en torno al café, la caña, el cacao, principalmente. Pero habla y folclor tienen aquí todas las connotaciones sociológicas culturales, económicas y populares.

El correspondiente a "ASPECTOS DEL HABLA POPULAR EN TRES ESCRITORES CALDENSES ": Rafael Arango Villegas, Antonio J. Arango y Antonio Cardona Jaramillo, vincula elementos de la tradición humorística Caldense y desglosa sus aspectos gramaticales y fonéticos.

Está presente en este libro un marcado interés por la vertiente popular de los autores más representativos de nuestra literatura vernácula . Para el, por fortuna, lo nuestro, lo esencial y lo propio poseen una Honda característica popular. Cuando un sociólogo se aproxime a esta obra encontrará una rica veta que le ayudará a explicarse lo tradicional a través de los modos de vida y producción  y esa gramática viviente que surge espontánea en los dichos y decires de las gentes del común en el reto de la vida doméstica.

El ingreso del profesor e investigador José Joaquín Montes Giraldo como miembro de número de la Academia Colombiana de la lengua, en el año 1996, al lado de Otto Morales Benítez, Javier Ocampo López y Maruja Vieira, más que un reconocimiento, representa la consagración definitiva del Departamento de Caldas a las labores del espíritu en su aspecto glorioso de las letras y las humanidades. El mérito radica en la enseña noble que ellos enarbolan para la posteridad como educadores de esa parcela invisible del ser humano, desde la cual se gesta la historia y desde donde la humanidad ha sabido dar sus más dorados frutos’’.

Las siguientes, son las palabras que escribió José Joaquín, en el libro " ESCRITOS SOBRE HABLA Y CULTURA CALDENSES’’, en su presentación: "El señor Director del Instituto Caldense de Cultura, doctor Carlos Arboleda Gonzales. Ha decidido que el Instituto que el dirige edite una obra de cada uno de los caldenses que en este año tomaremos posesión como miembros de número de la Academia Colombiana de la lengua, asociándose el Departamento de Caldas a través de sus institutos culturales al honor que nos dispensa  la Academia.

Para esta ocasión he decidido seleccionar una serie de escritos sobre aspectos del habla y la cultura caldenses aparecidos desde 1957 en Thesaurus, Boletín del Instituto Caro y Cuervo y en otras publicaciones nacionales y extranjeras.

Todos los estudios aquí reunidos tienen en común el referirse a la cultura de Caldas ( en sentido amplio, el Viejo Caldas), sea al habla popular campesina de Manzanares y a la labor intelectual de un destacado manzanareño, el Dr. Néstor Villegas, sea a las posibles interpretaciones sociológicas de un hecho lingüístico (las diferencias en el uso del diminutivo en Caldas y Boyacá), pero sobre todo a una figura de la cultura caldense  que me ha llamado profundamente la atención desde mi temprana juventud: Rafael Arango Villegas. Con textos suyos ilustré la mayoría de los fenómenos estudiados en mi artículo de 1960 sobre el habla popular en escritores de caldas; luego utilicé exclusivamente sus obras para pergeñar algunas notas sobre el humorismo e intentar luego establecer una relación entre semántica y humorismo. Espero que mis posibles lectores perdonen algunas repeticiones que sin duda encontrarán en los escritos aquí incluidos sobre Arango Villegas, explicable por mi permanente interés por nuestro gran humorista. Eliminarlas sería tal vez tarea de una obra completa sobre Arango Villegas, labor que aunque tentadora para mi tal vez esté fuera de mis posibilidades.

De todos modos, mientras llega la obra que este delicioso autor merece y que no se ha publicado, queden estos apuntes un tanto deshilvanados sobre tan sápido autor flanqueados por otras.
EL COMIENZO DEL AMOR ( Tomado de escritos de la Academia      Colombiana de la Lengua.)

Tres décadas después de que Rivas Sacconi llamara la atención sobre la obra de Montes Giraldo, el Instituto Caro y Cuervo le ha rendido un merecido homenaje con la publicación del libro José Joaquín Montes Giraldo. Biografía y bibliografía, a cargo de Ricardo Aparicio Ramírez Caro y con un estudio crítico preliminar de Rubén Arboleda Toro.

Se trata de un libro de mucha utilidad para quien desee conocer en detalle la producción intelectual del profesor Montes, la cual alcanza los 600 registros de "obras de distinto aliento" publicadas constantemente desde 1954. Varias de estas contribuciones fueron elaboradas en coautoría con su esposa María Luisa Rodríguez, también investigadora del Caro y Cuervo.

En opinión de Arboleda Toro, "no hay retórica al afirmar que la de Montes ha sido una vida consagrada a la lingüística, no sólo por las horas diarias en el Instituto Caro y Cuervo, laboradas con entrega, persistencia y rigor, sino porque su actividad mental en relación con hechos lingüísticos ha sido permanente". Sin duda, su obra da testimonio del lema del Instituto por el que ha trabajado incansablemente: "La palabra es el comienzo del amor"; ‘’Notas sobre fenómenos de la vida espiritual de nuestra comarca’’.

En referencia a su querido Manzanares, escribió estas obras: ‘’DEL CASTELLANO HABLADO EN MANZANARES’’; ‘’ DEL HABLA Y FOLCLOR DE MANZANARES’’, ‘’MUESTRA DE LITERATURA ORAL POPULAR EN MANZANARES, CALDAS’’ y ‘’MANZANAERES, APUNTES PARA UNA MONOGRAFIA’’. Este último trabajo lo realizó, en compañía del también manzanareño Miguel Grisales. En una pequeña obra, en extensión, pero grande en su contenido, condensó la historia monográfica de Manzanares, sin dejar ningún hecho importante sin tratar.

Según lo expresado por Rubén Arboleda, eminente lingüista y académico al hablar sobre el Dr. José Joaquín:’’ Era un pensador, andaba ensimismado, tenía mucho que hablar consigo mismo, no era una persona de corrillos, era una palabra medida y mesurada con un gran universo interno en el que se mantenía ocupado, fue el Rufino Cuervo de nuestra era. Los familiares  lo describen como ‘’ humilde, callado y sabio’’.

 EL FALLECIMIENTO DE JOSÉ JOAQUÍN MONTES GIRALDO (Febrero 11 de 2014)

  
El Instituto Caro y Cuervo dio la noticia sobre su muerte en estos términos:’’ Fue el mejor dialectólogo del país y del mundo’’, aseguró Gloria Esperanza Duarte, investigadora del Instituto. Callado, humilde, y sabio. Leía incansablemente, escribió y tradujo centenares de libros, gracias a su dominio del Ruso, Inglés, francés, portugués, rumano e italiano, agregó la investigadora.

Entre sus obras se destaca la coordinación y edición del Atlas lingüístico y Etnográfico de Colombia, compendio de palabras de diferentes regiones que denominan una misma cosa.

Dice la Academia colombiana de la lengua sobre la muerte de Joaquín Montes Giraldo: ‘’Fallece el académico José Joaquín Montes Giraldo: José Joaquín Montes Giraldo, miembro honorario de la Academia Colombiana de la Lengua, falleció el pasado 11 de febrero en la ciudad de Bogotá.

El filólogo e investigador José Joaquín Montes dirigió el Departamento de Dialectología del Instituto Caro y Cuervo. Fue coordinador del Atlas lingüístico y Etnográfico  de Colombia y profesor del Seminario Andrés Bello. Igualmente se dedicó a la traducción; dominaba el francés, el inglés, el ruso, el portugués, el italiano y el rumano. Su ciudad natal, Manzanares, le distinguió con la Orden de la Cordialidad, en el grado de Medalla al Mérito civil.

El Diario El Espectador al comentar su fallecimiento dijo:’’ Murió el lingüista y dialectólogo José Joaquín Montes Giraldo, considerado el heredero de Rufino José Cuervo y fuente de consulta de escritores como Gabriel García Márquez, Germán Espinosa  y Fernando Vallejo’’.

No entro a enumerar  más obras del sabio José Joaquín Montes, porque no me alcanzaría la noche, ya que según la investigadora del I. Caro y Cuervo, Doña María Luisa Rodríguez, las obras publicadas pueden superar las cien y los estudios críticos sobre otros autores, ascienden a trescientos. Este dato nos presenta a un consumado lector.

Joaquín Montes Giraldo fue elegido, junto con El Dr. Belisario Betancur y otros académicos españoles, como Miembros honorarios de la Academia de la lengua.

Nunca dejó de asistir a Manzanares a los actos a los cuales se le invitó y en varias ocasiones llegó al pueblo sin que se le estuviera esperando. Con sus amigos, yo fui uno de ellos, se sentaba en un escaño de la plaza de Bolívar a comentar aspectos de la historia que le tocó vivir de niño en Manzanares y de temas de literatura que era lo que más le gustaba tratar. Fue serio, de pocos amigos y de una cultura general, que impresionaba a sus interlocutores. Su pasión, la lectura, su mejor amigo, el libro.

En el año 2013, con motivo del sesquicentenario de Manzanares, un grupo de inquietos escritores de la tierra, lo invitaron para rendirle un merecidísimo homenaje y para que recibiera una condecoración especial, pero su precario estado de salud se lo impidió. Fue representado por varios de sus hijos entre ellos la Doctora María Emilia Montes Rodríguez.

La última vez que llegó a su pueblo natal, fue en la administración del alcalde Antonio Ramírez Zuluaga, que logró reunir a buen número de profesionales manzanareños para rendirle tributo de admiración. Sus cenizas entran a hacerle compañía a las de su padre, en el templo San Antonio de Padua de Manzanares, el 22 de julio próximo. Esperamos la compañía de la Academia Caldense de Historia.

Mis apreciados académicos, familiares de Joaquín y demás personas presentes, Caldas, Colombia y las letras españolas, han perdido a un sabio.

Paz en su tumba.


Manizales, mayo 20 de 2014.





Entradas populares de este blog

LOS INDÍGENAS DEL ORIENTE DE CALDAS Y LA CONQUISTA DE LA TIERRA CALIENTE. Por María Elvira Escobar Gutiérrez. Maestría en Antropología RESUMEN La conquista del Oriente de Caldas fue una acción de heroísmo y desesperación, aunada a una inmensa crueldad, la cual condujo a la extinción de los indígenas Pantágoras, en menos de un siglo. Indígenas cuyo nombre refleja los vocablos que usaban para expresar su rechazo a la dominación de los conquistadores. Este artículo intenta revivir sociedades prehispánicas desaparecidas, cuya voz ha muerto. Igualmente, entender las acciones de los españoles, enfrentados a un mundo que no comprendían, corroídos por el deseo de enriquecerse y desafiados por la quimérica mano de obra indígena. La investigación se basa en las crónicas de los conquistadores, en especial la de Fray Pedro de Aguado. Palabras clave: Departamento de Caldas, Indígenas, Conquista, Fray Pedro de Aguado. THE CONQUEST OF EASTERN CALDAS By María Elv

COLONIZACIÓN Y FUNDACIÓN DE RISARALDA (CALDAS)

Por Fabio Vélez Correa INTRODUCCIÓN. Cuando se estudian los documentos que existen de los tiempos iniciales de Risaralda, el municipio caldense enclavado sobre el Macizo de los Mellizos, una estribación de la cordillera Occidental, se encuentra que no hay ninguno que defina exactamente el día y el año preciso en que fue fundada la población. En otras palabras, no hay un Acta de Fundación, ni se encuentran datos de algún Juez Poblador que hubiera firmado las actas de entrega de los primeros lotes para la naciente población. Sólo hay anécdotas, comentarios de los viejos pobladores y fechas imprecisas que corren el riesgo de distorsionarse con el paso de los años. Pero como debe señalarse alguna fecha para la historia oficial, hace treinta años cuando iniciamos los trabajos de investigación en los archivos del municipio, desorganizados y empacados en papeles empolvados, en vista de que no se pudo constatar un documento preciso, tuvimos que recurrir a los datos d

GENERACIONES, MOVIMIENTOS Y GRUPOS LITERARIOS EN CALDAS

AUTOR : Fabio Vélez Correa Licenciado en Filosofía y Letras Tomado de: Revista Impronta. Año 11, volumen 3, No. 11 ISSN 1794-0559 Páginas 155-200 Manizales, 2013  RESUMEN El departamento de Caldas, después de cien años de existencia, ha demostrado ante la faz del país intelectual, que no sólo es un departamento creador de riqueza agropecuaria y que brilla por su industria cafetera, sino que también posee numerosos creadores del intelecto: poetas, cuentistas, novelistas y ensayistas. Estos escritores han realizado una obra seria, acorde con los tiempos y con intenciones artísticas profundas. Su difusión empieza a ser creciente en los círculos intelectuales, no sólo de la comarca sino también del país. Muchos de ellos ya tienen un renombre nacional, siendo publicados por editoriales de circulación hispanoamericana, lo cual refleja su valor. Todo ello aparece en este estudio, simplificado por la circunstancia de ser un artículo de revista. Palabras: Escritores caldenses,